Accionistas de Twitter demandan a Elon Musk por posible manipulación de mercado

La saga entre Elon Musk y Twitter aún no termina. Ahora, inversores de la red social iniciaron una demanda contra el empresario por el manejo caótico del acuerdo de adquisición, además de acusarlo de haber manipulado el mercado para su propio beneficio. La demanda fue presentada por el inversionista William Heresniak en su nombre y en el de los demás accionistas de Twitter ante el tribunal del distrito de San Francisco, en California, y se centra en la decisión que Musk tomó para pausar el acuerdo de compra de Twitter, debido a que no cuenta suficiente información sobre las cuentas falsas o de bots en la red social. De acuerdo con el documento, luego de haber firmado el acuerdo por 44,000 millones de dólares, “Musk procedió a hacer declaraciones, enviar tuits y participar en una conducta diseñada para crear dudas y reducir sustancialmente las acciones de Twitter para crear una influencia que Musk esperaba usar para retirarse de compra o renegociar el precio”.

Según el accionista, el propósito de Musk habría sido renegociar el acuerdo hasta en un 25%. Eso significa que en caso de lograrse, la transacción por la red social resultaría en una reducción de 11,000 millones de dólares de la oferta inicial. Otro de los argumentos para demandar al CEO de Tesla es que antes de que se hiciera público el acuerdo, Musk también adquirió acciones en la empresa mientras conocía información privilegiada de Twitter basada en conversaciones con miembros de la junta, incluidos el ex director ejecutivo, Jack Dorsey, y el codirector ejecutivo de Silver Lake, Egon Durban. En este sentido, los accionistas acusaron a Musk de beneficiarse financieramente al retrasar la divulgación de una participación inicial del 5% en la compañía adquirida antes del 14 de marzo de este año. Posteriormente, siguió comprando acciones y a inicios de abril reveló que ya contaba con una participación del 9.2% de la empresa. Al ejecutar este plan, los inversionistas alegan que el multimillonario se involucró en manipulación del mercado “y compró acciones de Twitter a un precio artificialmente bajo”, lo que le podría haber ahorrado 156 millones de dólares.

“Como se detalla en este documento, la conducta de Musk fue y sigue siendo ilegal, en violación del Cófigo de Corporaciones de California y contraria a los términos contractuales que se acordaron”, se menciona. Twitter también fue nombrado en la demanda, pues los accionistas consideran que la empresa tiene la obligación de investigar los movimientos de Musk; sin embargo, es poco probable que haya una acción legal en contra de la empresa. Si bien hasta el momento no ha habido un intento completamente claro por querer cancelar o renegociar el trato por parte de Musk, su comportamiento inusual es una señal de riesgo para los inversionistas, quienes ven latente la manipulación del mercado y buscan que el tribunal emita medidas cautelares para obligar al empresario a comprar Twitter por el precio acordado. Desde la oferta de adquisición, el precio de las acciones de Twitter ha caído más del 12%, mientras que las de Tesla bajaron cerca de un 28%.

]]>

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.