Beneficios de tomar un vaso de agua antes de dormir

Este líquido es de vital importancia en nuestra vida, pues es de ayuda para eliminar toxinas, mantener nuestra piel y tejidos hidratados, transportar nutrientes, así como beneficiar al sistema circulatorio, digestivo y nervioso. No consumirlo como debería ser podría ocasionarnos síntomas como fatiga, cansancio, confusión o calambres, además de estreñimiento e infecciones en la orina.

Muchas son las personas que prefieren no beber agua antes de ir a la cama, ya que les resulta molesto tener que levantarse al baño por la madrugada. Sin embargo, esta práctica nocturna trae grandes beneficios para nuestro cuerpo, entre ellos:

Disminuye los calambres: las personas que sufren de calambres usualmente presentan una falta de hidratación, de ahí la importancia de tomar agua en la noche, pues estos suelen ocurrir mientras se duerme e interrumpen el ciclo del sueño, pero el líquido ayudará a evitarlos, según la compañía española de agua Eden.

Contrarresta los efectos del alcohol: si tuviste una reunión o una fiesta llena de excesos, lo recomendable es beber agua antes de irte a dormir, ya que esto ayudará a evitar la molesta resaca al despertar, además de los dolores de cabeza y musculares.

Regula el ciclo del sueño: gracias a este líquido existe un equilibrio de vitaminas y minerales, por lo que el cuerpo descansará mejor, ya que se relajan músculos y articulaciones. Según un estudio estadounidense publicado por el Centro Nacional de Información Biotecnológica, beber agua antes de ir a la cama ayuda al estado de ánimo, mientras que privarse de este podría afectar el ciclo de sueño-vigilia.

Ayuda a la digestión: tomar agua durante la noche, será un gran aliado, pues la cena tiene pocas horas de haberse consumido, por lo que durante la madrugada mejorará el tránsito intestinal.

Restablece la temperatura y la respiración: beber este líquido antes de ir a dormir ayudará a regular la temperatura del cuerpo ya que, de acuerdo con los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, estar deshidratado te hace sentir mucho calor o frío. Asimismo, ayuda a liberar las vías respiratorias, debido a que cuando no estás hidratado estas se contraen.

Regula la presión: para las personas que sufren de presión alta el agua coopera a que la sangre fluya mejor. Con esto también se podrían prevenir otros padecimientos como un derrame cerebral o un infarto.

Finalmente hay que explicar que el agua que tomamos antes de acostarnos llega más fácil a todas las partes del cuerpo, reparando músculos, articulaciones y equilibrando nuestro sistema hormonal, de acuerdo con un análisis de Oxford Academic. 

Por supuesto no te olvides que su consumo trae diversos beneficios a nuestro organismo si se toma durante todo el día, así que no te olvides de mantenerte hidratado y agrega un vaso de agua antes de ir a dormir, ya que mientras descansas esta hará su trabajo en pro de tu cuerpo. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.